¿QUÉ SON LAS ESTRATEGIAS ATL Y BTL?

¿QUÉ SON LAS ESTRATEGIAS ATL Y BTL?

Resaltar entre los demás es algo que todos siempre quieren al momento de promocionar su negocio, ya cansados de las mismas formas de llegar a los clientes, buscan novedosas maneras de sorprender al público y que su producto tenga mayor impacto en la mente de los posibles consumidores.

La competencia diaria por atraer y fidelizar consumidores ha motivado la creación de varias estrategias publicitarias. Aunque el fin es el mismo, cada una cuenta con sus propias técnicas, ventajas y desventajas.

Existe mucho por aprender y analizar sobre las estrategias publicitarias ATL y BTL. El mercado cambia constantemente y los medios de difusión publicitaria van evolucionando. Para poder entender estos dos conceptos, es bueno conocer ciertos aspectos de estas 2 siglas.

Cuando hablamos del término ATL, podemos ver que sus siglas significan Above The Line (Sobre la línea) y en el caso de BTL se refiere a Below The Line (Bajo la línea), ahora, la pregunta que surge de inmediato: ¿A qué línea se refieren?

La “línea” se refiere a la línea en la factura de una agencia de publicidad que dividía a los medios que generaban una comisión por la contratación del espacio de publicidad (ATL) de los que no lo hacían (BTL).

 

          Above the Line (ATL)

La publicidad Above the Line, conocida simplemente como ATL, es la que utiliza medios masivos como principales canales de difusión. Debido a ello, implica grandes costos, pero al mismo tiempo, mayor alcance sin llevar a cabo profundas segmentaciones en la audiencia. Los medios más utilizados son la televisión, la radio, los periódicos, las revistas y los carteles publicitarios.

Una de las ventajas más importantes es la amplia cobertura que se consigue para la promoción. Se llega a numerosos canales que gozan de una gran audiencia. Gracias a esto, se consigue un importante impacto visual y, en ocasiones, añade la posibilidad de interactuar con el usuario.

A través de las campañas ATL, los anunciantes van creando una concienciación de marca en el usuario y favorecen su posicionamiento dentro del mercado. No obstante, también existen una serie de desventajas.

La puesta en marcha de esta estrategia supone un alto coste de producción a las compañías debido a las tarifas del mercado. Otro aspecto es la despersonificación de los consumidores con la marca debido a la nula segmentación del público objetivo. Como consecuencia de esto, se puede llegar a dañar las susceptibilidades de diferentes grupos sociales que no se vean representados con el producto.

Al contrario que en la estrategia BTL, el feedback no se produce de manera inmediata, por lo que la medición de los resultados se alarga en el tiempo. Esto provoca una dificultad extra en conocer los índices de visibilidad de las campañas publicitarias.

 

          Below the Line (BTL)

Este tipo de publicidad utiliza canales más directos para comunicarse con sus potenciales clientes. Estos pueden ser: correos electrónicos, llamadas telefónicas, eventos en el punto de venta, redes sociales, entre otros. A diferencia de la publicidad ATL, los costos del BTL pueden ser significativamente menores. Su principal desventaja es que, al valerse de medios no masivos, limita el alcance de la campaña.

Por otra parte, este tipo de publicidad generalmente no es repetitiva y si bien dentro del origen de esta tendencia, se explica que la intención era desarrollar publicidad creativa mediante medios no convencionales sin acarrear altos costos, hoy en día el BTL ha evolucionado a tal punto de que muchas marcas invierten grandes cantidades de dinero en este tipo de publicidad novedosa.

Ejemplos:

  ¿Cuál es mejor?

Ambas estrategias tienen sus ventajas y desventajas. En el caso del ATL, permite llegar a un público mayor. Por ende, genera mayor repercusión y contribuye al posicionamiento de la marca. Por otro lado, el BTL permite mantener una comunicación más directa y personalizada con los clientes. Asimismo, es capaz de brindar retroalimentación precisa en menor tiempo. En materia de costos, este tipo de publicidad genera grandes ahorros para las empresas, pues utiliza canales que, en muchos casos, pueden ser gratuitos.

Tanto el ATL y BTL pueden generar resultados excelentes para las empresas, aunque debe considerarse el objetivo de la campaña y la naturaleza del producto o servicio. Si este es de uso masivo, conviene utilizar los medios tradicionales. Si, por otro lado, la campaña busca atraer a un público pequeño, es recomendable optar por la publicidad BTL.

Para finalizar, también existe la publicidad TTL. Son las estrategias de marketing que envuelven tanto acciones ATL como BTL aprovechando los beneficios que cada una aporta. En estas estrategias no se trata de estar “por encima” o “por debajo” de la línea, se trata de “atravesarla”.

Si quieres que tu empresa se posicione y no sabes cual es la estrategia mas adecuada, en T4E Design contamos con las herramientas necesarias para ayudarte. ¡Contáctanos!

 

Share

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *